Noticias

martes 27, diciembre de 2016

Macri vetó la expropiación del Bauen

Desde Villa Langostura el Presidente vetó la ley de expropiación aprobada por el Senado hace menos de un mes. La norma declaraba  de utilidad pública y sujetos a expropiación los inmuebles y todas las instalaciones del edificio de Callao que desde hace 13 años es autogestionado por sus trabajadores.

 

Macri vet la expropiacin del Bauen

Esta mañana se publicó en el Boletín Oficial el nuevo veto de Macri contra una iniciativa que favorecía a la cooperativa de trabajadores que sacó adelante el Hotel luego de que los dueños abandonaran el inmueble.

 
El veto dejó sin efecto la ley que declara de utilidad pública y sujetas a expropiación las instalaciones del edificio del Hotel Bauen, y su entrega en comodato a la cooperativa de trabajo que lo gestiona desde 2003. La norma impulsada por el legislador Carlos Heller significó un salvataje de la cooperativa que durante los días previos a su aprobación se encontraba bajo la amenaza del desalojo ordenado en 2014 por la jueza en lo comercial Paula Ualde. 
 
En sus fundamentos, Macri consideró que la expropiación "favorece exclusivamente a un grupo particularizado, sin traducirse en un beneficio para la comunidad en general".  El texto dice que "el proceso expropiatorio implicaría un severo perjuicio en la posibilidad de asignar por parte del Poder Ejecutivo nacional los recursos económicos disponibles a otras necesidades básicas insatisfechas para el conjunto de la población, exclusivamente en beneficio de una situación particularizada que sólo afecta a un grupo de personas que se hallan comprometidas en las actividades que se desarrollan en el inmueble en cuestión".
 
“Es una vergüenza mayúscula que el Presidente desde sus vacaciones vete una ley por la que han peleado todos los trabajadores de fábricas recuperadas, no solo los del Bauen”, consideró Myriam Bregman, quien durante su gestión en la Cámara de Diputados –donde representó al Frente de Izquierda y de los Trabajadores– fue una de las impulsoras más enérgicas de la media sanción que recibió el proyecto de ley. 
 
El decreto desanda el camino recorrido por los trabajadores que formaron parte de la cooperativa durante la última década y los devuelve al peligro de perder el hotel y, en consecuencia, que los 130 puestos de trabajo se desvanezcan. “Me lo imagino a Macri en pantuflas poniendo la firma, es una ironía muy cruel”, advirtió la diputada, que encuentra la razón del veto en “el símbolo que es el Bauen como fábrica recuperada y exitosamente autogestionada por sus trabajadores en el corazón de la ciudad de Buenos Aires”. 
“El Bauen es un ejemplo peligroso a los ojos de los empresarios en tiempos de recorte y ajuste”, concluyó. Es que, tal como plantearon Denise Kasparian y Julián Rebón del Observatorio Social sobre Empresas Recuperadas y Autogestionadas del Instituto Gino Germani, la ley que habilitaba la expropiación de las instalaciones en donde funciona el Bauen “no sólo representa un paso muy significativo para la continuidad y el desarrollo de la cooperativa, sino también un importante reconocimiento al rol social desempeñado por las empresas recuperadas”. 
 
La gestión empresarial del Bauen acabó en 2001, con la quiebra de la firma chilena Solari S.A., a nombre de la familia Iurcovich. El plan de autogestión de los trabajadores comenzó dos años después, cuando comenzaron a reacondicionar el espacio y lo devolvieron a la vida. En el medio, los Iurcovich intentaron un cambio de personería jurídica –a partir de la creación de la firma Mercoteles– que les sirvió para reclamar el inmueble a pesar de haber violado acuerdos judiciales tras la quiebra.  
 
Desde 2006, Ualde insiste en que el lugar en donde funciona el hotel pertenece a Mercoteles y la amenaza de desalojo persigue a los trabajadores. Tras dos fallos en contra, buscaron la definición de la Corte Suprema, que en 2011 consideró que el tema no era de su incumbencia y devolvió el expediente a primera instancia. Desde entonces, la apuesta fue por la ley de expropiación. 
 
Además de la expropiación del edificio y la entrega en comodato a los trabajadores, para resguardar sobre todo la actividad y los empleos, la ley vetada establecía la continuidad y la ampliación de las actividades culturales, artísticas, sociales y educativas que desde que el Bauen se convirtió en una empresa recuperada abrigó en su interior. Además, exigía que el hotel sirviera para el turismo social y derivaciones médicas de jubilados y pensionados de todo el país que requieran traslado a la Ciudad. El bloque oficialista se opuso durante la votación en el Senado y no participó de la discusión en Diputados.
 
Fuente: Página 12
Comentar
Nombre
Email:
Comentario
Validación
Por favor escriba las palabras que ve en la imagen de arriba.

Videos

Destacados

Por la espalda

Por la espalda

EDITORIAL DE LA EDICIÓN DE ENERO DE 2019. POR HORACIO SPALLETTI 

Convencido del rumbo elegido por la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, el presidente Mauricio Macri no dará marcha atrás con la resolución 956/2018, esa que autoriza a las fuerzas de seguridad a disparar por la espalda sin siquiera dar la voz de alto. Esa que para muchos es un mecanismo de control social extremo de los sectores más desfavorecidos económicamente.

Imprentas del pueblo

Imprentas del pueblo

Así llamó Rodolfo Walsh a las paredes que, desde cada rincón del país, levantan la voz, luchan, denuncian, aman. Y La Boca es uno de esos barrios que de pintadas sabe, y mucho. Con su identidad y su historia empuñando brochas, aerosoles y pinceles, el Tercer Encuentro de Muraleros “Freddy Filete Fernández” sumó otros 30 muros al acervo popular barrial.  Por Facundo Baños

Visibilizar para humanizar

Visibilizar para humanizar

 En las veredas de Buenos Aires, la ciudad más rica del país, viven más de 4 mil personas. Doscientas de ellas, en Barracas y La Boca. Así lo determinó el censo popular realizado en mayo por decenas de organizaciones sociales. El Gobierno porteño reconoce un aumento del 23% el último año, aunque sólo contabiliza 1066 personas en situación de calle. Por Juan Manuel Castro   

EdiciÓn Impresa

Twitter


Agenda Cultural

Diseño y Desarrollo: El Webstudio