Noticias

martes 19, julio de 2016

El Gobierno porteño se comprometió a no privatizar el servicio de reciclado urbano

Tras varias jornadas de lucha y una masiva marcha, las cooperativas de cartoneros lograron frenar la privatización del servicio de reciclado. En una reunión mantenida ayer con  el subsecretario de Higiene Urbana, Pablo Di Liscia, el funcionario  se comprometió a garantizar la continuidad de la Gestión Social del Sistema.

 

El Gobierno porteo se comprometi a no privatizar el servicio de reciclado urbano

Luego de la movilización del jueves pasado en la que miles de cartoneros y cartoneras realizaron un acto frente al Ministerio de Ambiente y Espacio Público porteño para rechazar la privatización total del servicio, este lunes se concretó una reunión con las autoridades. El subsecretario de Higiene Urbana, Pablo Di Liscia, recibió a representantes de las 12 cooperativas y la Federación Argentina de Cartoneros y Recicladores (FACyR). Allí se firmó un Acta Compromiso que “garantiza la continuidad del servicio de Gestión Social del Sistema de Reciclado y descarta el proyecto de privatización”, según señaló la FACyR en un comunicado.

 
 
El gobierno de la Ciudad se comprometió ante las cooperativas cartoneras a mantener el sistema vigente de recolección de residuos que estas llevan a cabo y garantizar los puestos de trabajo que se veían amenazados ante el vencimiento de los pliegos en enero de 2017.
 
 
“Esta es una conquista de todos los trabajadores y las trabajadoras de las cooperativas de la Ciudad de Buenos Aires (CABA), que con unidad y en la calle dejaron claro que ¡Sin cartoneros, no hay basura cero!”, destacó la Federación. No obstante, advirtió: “Ganamos el primer round contra la privatización, seguimos peleando para terminar con el vaciamiento”. El acta consta de cuatro puntos. El primero afirma que “el Servicio de recolección de Residuos Secos, será prestado por cooperativas de recuperadores urbanos preexistentes en la CABA” y que “se garantizan los puestos de trabajo de los cooperativistas incluidos en las nóminas actuales”. 
 
El segundo acuerda la creación de una mesa de trabajo “a efectos de escuchar las propuestas” de las cooperativas para “el nuevo servicio de recolección” que reconocerá “los compromisos asumidos por el GCBA” en el pliego vigente. Un tercer aspecto tiene que ver con abordar la situación actual de la operación y prestación del servicio.
 
Para eso se constituirá otra mesa de trabajo que “reúna información sobre la calidad del servicio, la cantidad de operarios, documentación de funcionamiento, necesidades, requerimientos y demás cuestiones inherentes al servicio actualmente prestado”. Todo con el fin de “tomar las acciones pertinentes”. Finalmente el cuarto punto señala que ambas mesas de trabajo -las del punto 2 y 3- tendrán que tener una fecha de primera reunión antes del 27 de julio.